Encuentran un iPhone que cayó del vuelo de Alaska Airlines a más de 5000 metros: por qué estaba intacto

En el vuelo 182 de Alaska Airlines, que perdió una puerta en un vuelo en Estados Unidos, se vio envuelto en otro sorprendente episodio. Mientras el avión, un Boeing 737 Max 9, ascendía a su altitud de crucero, un panel en el fuselaje explotó, provocando una fuerza de succión que literalmente lanzó al vacío numerosas pertenencias de los pasajeros.

Un hombre de Vancouver (Washington), Sean Bates, publicó el domingo en su perfil de la red social X que encontró el iPhone en Portland, después que la Junta Nacional de Seguridad en el Transporte pidiera a la gente de la zona que buscaran piezas que pudieran haberse caído del avión.

Bates dijo a una canal de televisión local que encontró el teléfono junto a una ruta, debajo de un arbusto. Dijo que el teléfono todavía estaba en modo avión, con un recibo de equipaje para el vuelo de Alaska Airlines todavía en su pantalla.

El IPhone que cayó del vuelo 1282 de Alaska Airlines. Foto: @SeanSafyre.El IPhone que cayó del vuelo 1282 de Alaska Airlines. Foto: @SeanSafyre.Este iPhone puso en jaque todo tipo de pruebas de resistencia a los golpes, incluso las propias de Apple, porque logró sobrevivió a una caída de unos 16.000 pies o casi 5000 metros de altura.

Según reveló el astrofísico Duncan Watts del Instituto de Astrofísica Teórica de la Universidad de Oslo, consultado por el Washington Post, una de las claves para que el iPhone no teminara hecho pedazos fue «la resistencia del aire».

«Después de un período de tiempo en caída libre, el celular alcanza una velocidad terminal, lo que significa que no puede acelerar más rápido debido al efecto de la resistencia del aire», explicó el catedrático.

Para un iPhone, la velocidad terminal es de aproximadamente 48.2803 kilómetros por hora si cae boca abajo, o alrededor de 160.93 km/h si cae perpendicular al suelo. Como no hay certezas de la posición, se supone que estaría dando vueltas, por lo que es probable que estuviera cerca de la velocidad mínima.

Sean Bates con las autoridades de la Junta Nacional de Seguridad. Foto: @SeanSafyre.Sean Bates con las autoridades de la Junta Nacional de Seguridad. Foto: @SeanSafyre.Por otro lado, el follaje y la hierba en que aterrizó el teléfono de Apple también ayudó a que resistiera por completo el impacto. A pocos metros, en la ruta cemento, el impacto habría causado la destrucción total del dispositivo.

«No obstante, las fundas para teléfonos y los protectores de pantalla también ayudan a proteger el teléfono ante una caida», admitió.

Este hallazgo que sorprende al mundo de la telefonía móvil no es el primero que tiene a un iPhone como protagonista. En julio pasado, un buzo encontró un dispositivo en el fondo del lago Boca Ratón Inlet y otro hizo lo mismo en el fondo del lago Harrison en Canadá. En ambos casos el equipo funcionaba y fue devuelto a sus propietarios.

.Qué pasó con el Boeing 737 de Alaska Airlines

Un panel de avión que explotó durante un vuelo de Alaska Airlines. Foto: NTSB / AFP.Un panel de avión que explotó durante un vuelo de Alaska Airlines. Foto: NTSB / AFP.El consejero delegado de Boeing, David Calhoun, admitió este martes que la compañía competió un «error» con el avión Boeing 737-9 (MAX) de Alaska Airlines, donde un panel se desprendió en pleno vuelo generando una rápida descompresión de la cabina.

«Vamos a abordar esto, en primer lugar, reconociendo nuestro error», dijo Calhoun en una reunión con sus empleados, que fue convocada después del incidente del avión de Alaska Airlines.

Calhoun, quien asumió el liderazgo de Boeing en enero de 2020, prometió que la compañía enfrentará este incidente «100 % y por completo con transparencia en cada paso».

Las autoridades de EE.UU. decidieron poner fuera de servicio gran parte de la flota de aviones Boeing 737-9 (MAX) después de que, el 5 de enero, una aeronave de Alaska Airlines se viera obligada a realizar un aterrizaje de emergencia poco después de despegar en Portland (Oregón).

Las 117 personas a bordo tuvieron que atravesar los cielos en un avión que tenía un hueco al vacío, ya que se había desprendido un panel que había sido diseñado para alojar una puerta adicional de emergencia.

Más Noticias

Noticias
Relacionadas