Apps, una buena serie que aborda las formas modernas para vincularnos con el otro

En una de las primeras escenas, una adolescente decide dejar a su novio con una conversación cara a cara tan escueta como contundente. “Lo nuestro ya fue. Yo también me chapé a otros, pero no es eso. Me convertiste en meme. Sos un boludo. No da. Ya está. Y devolveme el esmalte de uñas”, le dice en los primeros minutos de Apps, la nueva serie de UN3, el canal de la Universidad Nacional de Tres de Febrero.

La producción, creada Julián Castro y Alejo Rosemberg, tiene cuatro episodios independientes entre sí. Todos tienen algo en común: exploran cómo las nuevas tecnologías afectan las formas en las que nos vinculamos. Si Internet ejerce un papel cada vez más intrusivo en nuestras vidas, ¿por qué no iba a afectar a las relaciones amorosas?

Cada episodio pone el foco en una aplicación en particular o, mejor dicho, en un modo de usar la tecnología.

Una chica es expuesta por su novio con un video que la ridiculiza. Una pareja que cumple 17 años junta va al cine para celebrarlo; a los pocos minutos de iniciada la función, el teléfono se convierte en un intruso que no deja ver la película y que promete en el afuera algo más interesante. Un conductor produce un accidente por manejar y chatear. Y un empleado de limpieza de una oficina se mete en conversaciones -virtuales, por supuesto- que no le incumben.

Cada episodio plantea un caso diferente. Cada uno merodea los 15 minutos.Cada episodio plantea un caso diferente. Cada uno merodea los 15 minutos.Los episodios tienen una narración clásica y sobria, atentos a lo que cada historia pide. La de adolescentes tiene diálogos parcos, con un clima crepuscular y sentencias duras sobre la exposición constante y sobre momentos en los que no se sienten bien o llevan una gran carga emocional. “Qué época de mierda en la que me tocó vivir”, dice uno de los personajes.

La historia protagonizada por Martín Slipak tiene momentos logrados, que oscilan entre el uso adictivo, agotador y excesivo de las aplicaciones y un encuentro con el otro “en el mundo real”. Pese a algunos baches narrativos, el acierto de la serie no radica en juzgar el uso de las tecnologías sino en intentar entender sus límites. O echar algo de luz sobre las formas en las que, en algunas ocasiones, perdemos el control.

En muchas ocasiones, el giro del cuento está dado por un regreso a cuestiones simples: una conversación, algo muy distinto a estar conectado con alguien; un beso furtivo y hasta unos pasos de baile improvisados en una solitaria oficina. Apps nunca levanta el dedo para sermonear sobre las ventajas y perjuicios de las aplicaciones ni plantea un futuro distópico y aterrador al modo de Black mirror.

Con objetivos -y presupuestos- más modestos que la serie estadounidense, la producción ganadora del Concurso de Desarrollo y Producción de Serie Web Federales 2018 del INCAA y del Premio Mecenazgo 2019 propone una mirada reflexiva sobre nosotros mismos; intenta producir sentido sobre esta sociedad aturdida por una tecnología que en muchas ocasiones provoca ruido en nuestras mentes y no mejora nuestra calidad de vida.

Ficha

Calificación: Buena.

Comedia dramática Protagonistas: Martín Slipak, Juana Rinaldi y Almudena González, entre otros Creadores: Julián Castro y Alejo Rosemberg Emisión: Gratis a través de la plataforma de UN3 (www.un3.tv). También en su app para dispositivos móviles y SmartTV. Duración: cuatro episodios de 15 minutos.

Más Noticias

Noticias
Relacionadas

Una auditoría sobre las empresas públicas reveló irregularidades: los detalles

Son datos que TN obtuvo en base a revisar...

Liga Profesional: Racing no le tuvo piedad al golpeado Tigre

Fue goleada en Victoria por la tercera fechaEn una...