EE.UU. sumó a Argentina a una iniciativa global para defender los derechos de los trabajadores

Participan Canadá, Alemania, Sudáfrica y España. La ministra Kelly Olmos dijo que es un “reconocimiento” a la trayectoria argentina en el tema. 09/12/2022 12:12 Clarín.com Política Actualizado al 09/12/2022 12:12 Por invitación del gobierno de Joe Biden, la Argentina se unió a un grupo de países (Estados Unidos, Canadá, Alemania, Sudáfrica y España) para promover…

eeuu.-sumo-a-argentina-a-una-iniciativa-global-para-defender-los-derechos-de-los-trabajadores

Participan Canadá, Alemania, Sudáfrica y España. La ministra Kelly Olmos dijo que es un “reconocimiento” a la trayectoria argentina en el tema.

09/12/2022 12:12

  • Clarín.com
  • Política

Actualizado al 09/12/2022 12:12

Por invitación del gobierno de Joe Biden, la Argentina se unió a un grupo de países (Estados Unidos, Canadá, Alemania, Sudáfrica y España) para promover el empoderamiento de los trabajadores y apoyar los sindicatos en la economía global.

El anuncio lo hizo el jueves en Washington el secretario de Trabajo estadounidense Marty Walsh, en una ceremonia donde participó la ministra Kelly Olmos, que llegó a esta capital para esta ocasión.

La Argentina se suma así a la iniciativa M-Power (Multilateral Partnership for Organizing, Worker Empowerment and Rights), que busca acercar a gobiernos, sindicatos, empresarios y la sociedad civil a nivel global con cuatro objetivos:

–Fortalecer sindicatos libres e independientes.

–Apoyar reformas y cumplimiento de legislaciones laborales.

–Promover la organización de trabajadores y el uso innovador de la negociación colectiva.

–Ampliar la cobertura de la legislación laboral para proteger a los trabajadores de bajos salarios y sectores excluidos de la protección de la legislación laboral, particularmente en la economía informal.

“Es un importante reconocimiento a la trayectoria de Argentina en derechos laborales y en fortalecer sus organizaciones gremiales”, dijo Olmos a corresponsales en Washington y explicó que Estados Unidos le había ofrecido formar parte de la mesa ejecutiva de esa iniciativa.

“Después de un período largo donde la dinámica económica financiera se sustentó en la idea de que el mecanismo para captar inversiones es reducir el nivel de fortaleza de los derechos laborales e impedir la afiliación de trabajadores es interesante que el gobierno de EE.UU. impulse una iniciativa en el sentido inverso, de impulsar que se fortalezcan los derechos y la agremiación”, señaló Olmos.

Para Estados Unidos, “la incorporación de Argentina, Canadá, Alemania, Sudáfrica y España como socios de M-POWER fortalecerá la iniciativa”.

Según el ministro Walsh, “los movimientos laborales fuertes e independientes son fundamentales para las democracias inclusivas y vibrantes, por lo que la voz colectiva de los trabajadores es fundamental para establecer las prioridades de esta iniciativa”.

Los socios se comprometieron también a trabajar juntos para responder a las amenazas urgentes contra activistas y organizaciones laborales, comenzando con un llamado a la acción sobre al reciente arresto y detención del líder sindical camboyano Chhim Sithar.

También se apoyarán campañas impulsadas por los trabajadores para eliminar la violencia de género y promover la seguridad y la salud en el trabajo.